Mujer sonrisa con dientes blancos

Los implantes dentales al estar anclados del hueso simulan casi a la perfección a los dientes, por lo que no tienes que quitártelo para lavarte los dientes, o sentir que se puede salir de tu boca en cualquier momento o frente a otras personas.

La higiene es similar a la que tienes con tus dientes,.

No hay necesidad de desgastar los dientes adyacentes lo cual a futuro puede provocar problemas de caries y periodontales.

Un implante dental es mucho más estético que opciones como prótesis fija o removible.

El mantenimiento de la salud del implante es similar a la de tus dientes.